ERICSSON RACING TEAM USA UNA ESTRATEGIA A LARGO PLAZO EN LA SEGUNDA

Estocolmo, Suecia (18 de noviembre, 2008) - La segunda etapa de la Volvo Ocean Race ya está en su cuarto día y los dos barcos de Ericsson Racing Team están empleando una estrategia que les posiciona en el Sur lo cual les puede hacer llegar a la meta volante como los dos primeros barcos.

En el informe de posiciones de las 1300 GMT de hoy, el Ericsson 3 de Anders Lewander estaba en cuarta posición, a 20 millas náuticas de los líderes de la flota, Telefónica Azul y Puma, que estaban a 3.513 millas del final de etapa. El líder de la general, el Ericsson 4 de Torben Grael era quinto, a 28 millas de los líderes.

Una clara dicvisión se ha producido en la flota, con un paquete más al norte y otro más al sur. Los barcos de Ericsson lideraban el paquete del sur y separaban el norte y el sur por unas 14 millas. Su posición significa menos distancia hasta la meta volante situada en la longitud 085E, pero significa también más distancia hasta el final en Cochin, India, comparados con los barcos más al norte, que están a unas 80 millas.

“Ericsson 3 parece un poco mejor posicionado a largo plazo. Ericsson 4 se ha ido un poco demasiado lejos al sur y podría trasluchar detrás de Ericsson 3 en algún momento,” dijo Chris Bedford, meteorólogo de Ericsson Racing Team. “Existe incluso la posibilidad de que Ericsson 3 lo haga un poco mejor aquí y venza a Ericsson 4 en la línea de puntuación en algún momento manana por tarde. Las próximas 36 horas serán decisivas.”

La elección de los barcos de Ericsson Racing Team les ha posicionado para sumar los puntos en la meta volante y ponerse al este de la flota para coger los trade winds del Índico y tener buenas condiciones hacia el final. El plan no se podrá comprobar hasta dentro de unos cinco días, cuando la flota haya pasado la meta volante y se dirija al norte.

Las condiciones de navegación son extremadamente duras y la vida no es agradable a bordo. Muchos tripulantes están sufriendo resfriados que agarraron en Sudáfrica. El mar picado contra el que han estado peleando con vientos del este sudeste contra una fuerte corriente se suma a los problemas.

El Green Dragon informó hoy de una botavara rota. Muchos barcos han roto velas. A pesar de ello Ericsson 4 pudo hacer el mejor tiempo de la flota en las pasadas 24 horas con 490 millas. La tripulación internacional navegaba con un Código Cero fraccionado, foque y a tope de mayor, pero no ha podido evitar incidentes.

“Tuvimos algunos problemas con algunas velas hace unos días, pero ahora todo va bien a bordo”, dijo Guy Salter, el glardonado tripulante de medios de Ericsson 4.

Salter ha estado en su litera desde la primera noche de la etapa cuando se le presentó una gripe que piensa que le contagió su hija. Acabo de tomar mi primera comida hace unas pocas horas”, dijo Salter. “HAce bastante frío a borod. Los chicos levan la mayor partre del equipo puesto y se puede ver el aliento en el interior del barco”.

A bordo del Ericsson 3, el navegante Aksel Magdahl dijo que inundaron e barco cuando dieron contra una ola a 35 nudos.

“El agua se metió dentro y llenó el barco casi hasta nuestras rodillas”, dijo Magdahl, que está disputando su primera Volvo Ocean Race. “Costó unos 20 minutos vaciar el barco, pero los equipos electrónicos parecen no estar bien”.

Se debe elogiar la marinería de los regatistas de la Volvo Ocean Race porque virtualmente nadan alrededor del mundo. Las velocidades de los barcos son tan rápidas que las cubiertas están constantemente
inundadas de agua. El problema es cuando se estrellan contra una ola. La velocidad cae significativamente y aumenta la carga de la jarcia.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.